domingo, 4 de octubre de 2020

Saudade eudaimónica



Me embarga una extraña sensación que aún no encuentro la expresión para definirla y si alguien la conoce se la agradezco.

A ver si me ayudan.

Aquí el tema.

Durante la nada fácil condición emocional de atravesar esta locura de la pandemia y cuarentena en medio de la mayor condición de miseria y despotismo que haya azotado el país en toda la historia, como si no fuera poca cosa ya, se me extravió en el disco duro un archivo de importancia.

El hecho es que como señal providencial se abrió una carpeta de imágenes con absolutamente todas las fotografías digitales y "digitizadas" que he tenido en mis teléfonos y computadora, las cuales aparecen ordenadas por fecha y al lado una barra de tiempo que va desde hoy 03/10/2020 hasta 1940, así es 1940 (una foto "digitizada" de la 2da Guerra Mundial y le el sistema reconoció que era de esa fecha)

Empecé a bajar de semana a semana, mes a mes, y como desde momentos y personajes recientes, el que más es Roberto Emmanuel que a pesar de tener solo 2 años y medio de edad parece mentira como ha crecido y asi lo veo en sus fotos de hace meses, y mientras voy avanzando en los archivos van empezando a aparecer situaciones, personajes, amigos que ya no están, sus cumpleaños, mis cumpleaños, mundiales de fútbol, viajes, Margarita, Choroni, trabajos pasados, Casas pasadas, amores del alma, corazones rotos, corazones vivos, mi papá una y otra vez, bailes, cenas, restaurantes, otra vez amigos que hace tiempo habíamos dejado de saber cuantos años, ya décadas, desde su fallecimiento, los peinados, la inexistencia de canas o barriga según sea el caso, la existencia de cabello en otros.

Compañeros del colegio, del deporte, de la universidad, tios  y abuelos que aparecen en fotos en edades menores a las nuestras hoy, sobrinos e hijos de amigos que eran niños hoy adultos.

Fotos de eventos políticos y votaciones  cuando aún ni nos imaginábamos que ya no solo nos habían robado el país sino la vida, el futuro.

Que experiencia tan extraña, tan inesperada, no estaba preparado para ello, confieso que me embargó una nostalgia como nunca antes esa que de manera automática como a los niños que se les nota ese sentimiento interno que precede el irrefrenable sollozo e inconsolable llanto que hasta impide respirar, así me sentí, pero con el agravante de que el llanto que experimenté fue el peor de todos, el llanto seco, el de las lágrimas internas, el que se padece en intimidad y soledad, el de la profundidad del alma donde no llega consuelo alguno.

Por otra parte dentro de tanta melancolía existencial y pesadez emocional esa coexistente sensación de absoluto agradecimiento a la vida, el haber compartido tantos viajes y momentos con tantos amigos, con mi papá, sus enseñanzas expresas y tácitas, conscientes e inconscientes.

Recordaba todas y cada una de las anécdotas y momentos con los amigos y compañeros que iban apareciendo en los literales cientos, cuidado si no, miles de fotografías, los alicoramientos y ocurrencias, proyectos, errores y aciertos, risas, kilómetros rodados y volados, lugares visitados, calles caminadas de madrugada tomado de mano, amanecidas, amores vívidos, bailar hasta el amanecer, despechos sufridos, noches y días de frío y calor, lluvia y nieve, desiertos, música, bailes, chistes.

Que tristeza la vida que nos han arrebatado los agentes del mal y jamás debemos rendirnos ante la impostura, 

Que momento tan complejo, que sensación tan dura, estoy buscando la expresión adecuada que describa este sentimiento tan complejo de profunda nostalgia con tristeza profunda y plena alegría, de desilusión con agradecimiento, de desesperanza con ilusión, indignación frente al orgullo, y tantas otras

Por favor si alguien sabe si existe el nombre de esta extraña no deje de decírmela, mientras tanto creo que lo que mejor la define es la de Saudade eudaimónica.

Gracias vida.


saudade

Del port. saudade.

1. f. Soledadnostalgiaañoranza.


eudemonía

Del gr. εὐδαιμονία eudaimonía 'dicha, felicidad'.

1. f. Estado de satisfacción debido generalmente a la situación de uno mismo en la vida.